Miércoles, 20 de Noviembre de 2019
Radio Cadena Agramonte
Domingo, 24 de Julio de 2011 - 04:00:00 | 1542 | |

Uno de los cubanos que vivió el Moncada junto a Fidel

En este artículo: cubanos, Moncada, Fidel Castro, 26 de julio de 1953, Camagüey, El Mayor, Ignacio Agramonte, campesino Nicomedes Pérez Rey, asaltante José Luis López Díaz, dictadura de Batista



Hay encuentros que deparan sensaciones irrepetibles por estar preñados de historia viva;  encuentros que devienen enseñanza imborrable para las presentes y futuras generaciones. La clarinada del 26 de julio de 1953 sorprendió a la Patria atravesándola como un rayo fugaz por los cuatro puntos cardinales de la Historia.





Con la pañoleta azul al cuello, José Luis López, durante su reciente visita a Camagüey

Uno de los participantes en aquella gesta libertaria visitó recientemente la tierra de El Mayor Ignacio Agramonte. La casa del campesino Nicomedes Pérez Rey acogió al asaltante al Cuartel Moncada José Luis López Díaz, quien sumergió su memoria en las horas posteriores a la heroica acción que protagonizó un grupo de jóvenes liderado por Fidel Castro Ruz.

José Luis tuvo la oportunidad de entrevistarse con Fidel en la prisión y enseguida este le preguntó: “¿Qué se dice del Moncada?”, a lo que le respondió: “Favorable, he oído a personas responsables decir que había que hacer algo y que ya había comenzado”.

Entonces, el líder revolucionario lo miró con un brillo de confianza en la victoria y le reafirmó: “el que va a derrocar la dictadura de Batista soy yo, junto al pueblo de Cuba”, y tal como lo prometió lo cumplió.

López Díaz busca la palabra precisa para describir la personalidad de Fidel, que lo hace grande y único. Ya en pleno proceso revolucionario, tuvo la oportunidad de entablar contacto con el Comandante en Jefe en varias ocasiones.

“Una día, cuando Fidel vivía en Marianao, el compañero Julio Trigo me pidió que lo acompañara a visitarlo. Llegamos a una casita en ese reparto habanero y la puerta estaba medio abierta.

“Como muebles, recuerda el combatiente, sólo tenía dos mesitas de noche -en una colocados tres libros-, y dos sillitas color oscuro”.

El también integrante de la Generación del Centenario cuenta que ya Fidelito había nacido y al llegar ellos, Fidel se encontraba en la única habitación de aquella vivienda con su hijo y esposa. Hoy allí, precisa, se colocó una tarja.

“Fidel era un hombre sencillo y muy modesto, no era amigo de los privilegios; trataba a todo el mundo con mucho respeto y camaradería; detestaba la ostentación y la frivolidad”, acota José Luis, y reitera su confianza en los jóvenes de hoy, quienes sabrán continuar los sueños de justicia y dignidad de aquella generación.

Esta es una de las tantas leyendas contadas por los protagonistas de batallas que hoy fructifican con el mismo destello del 26 de Julio de 1953. Por eso, la historia se nos presenta mucho más gloriosa, y la más fecunda enseñanza está, precisamente, en lo vivido por hombres que como Fidel Castro, prendieron la llama del futuro de Cuba.

Comentar

Enviar comentario
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Archivo de noticias


Noviembre 2019
DoLuMaMiJuViSa
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Radio Cadena Agramonte | Noticias de Camagüey, Cuba y el Mundo | © 2019, Camagüey, Cuba.