Viernes, 03 de Julio de 2020
Radio Cadena Agramonte
Viernes, 02 de Diciembre de 2011 - 04:00:00 | 711 | |

Religiosos cubanos y estadounidenses abogan por normalización de relaciones entre ambos países

En este artículo: Consejo de Iglesias de Cuba, Consejo Nacional de las Iglesias de Cristo, CNIC, Estados Unidos, asuntos humanitarios



Reverendo Michael Kinnamon.La Habana, 3 dic.- El Consejo de Iglesias de Cuba y el Consejo Nacional de las Iglesias de Cristo (CNIC) de Estados Unidos, se comprometieron a trabajar por la normalización de las relaciones entre ambos países y la solución de asuntos humanitarios de interés bilateral.


Una declaración conjunta fue suscrita este viernes, al término de la visita realizada a la Ínsula por una delegación del CNIC, encabezada por su secretario general, el reverendo Michael Kinnamon.

El texto reconoce “las relaciones mutuamente retro-alimentadoras entre nuestras iglesias”, como signo de reconciliación en el “profundamente dividido mundo” y destacan que la unidad lograda es “más fuerte que bloqueos y disputas políticas”.

Recuerdan la intención del Presidente Barack Obama -públicamente declarada-, de “considerar y revisar la antigua política norteamericana hacia Cuba” y aseguran que dedicarán sus oraciones “por su pronto y completo cumplimiento”.

La declaración valora positivamente “los pasos reales -pero aún insuficientes- por parte de la Administración Obama en enero del 2011 hacia relaciones normales entre nuestros dos países, incluyendo el levantamiento de algunas restricciones para viajar”.  

Otros acontecimientos contemporáneos fueron analizados en el documento, especialmente la presente actualización de la política económica y social cubanas y la creciente disparidad y alto nivel de desempleo que afecta a tantas personas en los Estados Unidos.

“Claramente, nuestros países están en medio de transiciones importantes, un momento histórico marcado tanto por la ansiedad como por las posibilidades”, asegura el texto.

“¡Muchas cosas han cambiado en cincuenta años! ¡Las historias de nuestras naciones y pueblos -separadas solamente por noventa millas- están íntimamente hermanadas!”, coinciden los firmantes.

Los religiosos consideran “que es en el mejor interés para Cuba y los Estados Unidos, iniciar la normalización de relaciones, como conviene a países soberanos y vecinos” y recordaron que esta posición es apoyada por la comunidad internacional, la cual ha pedido veinte veces el levantamiento del bloqueo en la Asamblea General de Naciones Unidas.

Las partes reconocieron que existen “asuntos importantes que requieren nuestra atención, como sucede en cualquier relación entre naciones, especialmente naciones con una larga historia de conflictos y diferencias políticas, que provocan desencuentros y sufrimientos humanos injustificables.

“Nuestro compromiso pastoral, basado en nuestra fe en Jesucristo, nos impele a trabajar por la resolución de dichos asuntos humanitarios”, asegura el documento, que subraya el compromiso de ambos consejos por solucionar los siguientes asuntos:

1. El bloqueo, que es el mayor obstáculo para la resolución de las diferencias, la interacción económica y un total compromiso de nuestros pueblos e iglesias.

2. La encarcelación en los Estados Unidos de los Cinco Cubanos (cuyas sentencias han sido consideradas injustas por numerosas organizaciones de derechos humanos, Amnistía Internacional e, incluso, Naciones Unidas); y

3. La encarcelación en Cuba del ciudadano norteamericano Alan Gross.

La firma de la declaración coincide en una fecha festiva para los religiosos, quienes reiteraron la importancia de vivir en esperanza, y se comprometieron “a promover, aún más vigorosamente, la relación entre nuestras iglesias y consejos de iglesias; y a abogar, aún más segura y firmemente, por la normalización de relaciones entre nuestros países”.

Como parte de su visita de varios días a La Habana, Kinnamon se reunió con el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros; Ricardo Alarcón de Quesada, presidente de la Asamblea del Poder Popular  y Bruno Rodríguez Parrilla, ministro de Relaciones Exteriores.

El líder eclesiástico aseguró que su organización representa a unos 50 millones de estadounidenses y trabajará a su regreso por humanizar el contexto de Cuba en las mentes de sus compatriotas y transmitirles el sentimiento de hermandad de los cubanos hacia el pueblo norteamericano.

Aseguró sentirse muy satisfecho con la visita, pues le permitió entender muchas cuestiones de la sociedad de la nación caribeña y obtener, de primera mano, vivencias para sostener su lucha a favor del entendimiento entre los dos países. (AIN).

Comentar

Enviar comentario
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Archivo de noticias


Julio 2020
DoLuMaMiJuViSa
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 

Radio Cadena Agramonte | Noticias de Camagüey, Cuba y el Mundo | © 2020, Camagüey, Cuba.