Lunes, 13 de Julio de 2020
Radio Cadena Agramonte
Sábado, 21 de Julio de 2012 - 04:00:00 | 760 | |

Los Juegos Olímpicos: más que deporte

En este artículo: Londres, olímpica, celebraciones, humanidad, Juegos Olímpicos




Por Arailaisy Rosabal García/Colaboradora de Radio Cadena Agramonte

Menos de una semana falta para que en la ciudad de Londres se encienda la llama olímpica. Llega así, tras cuatro años de incesante espera, una de las celebraciones más antiguas y socorridas por la humanidad: los Juegos Olímpicos.


En sus inicios se trató de una ceremonia religiosa en la que se congregaban los griegos para rendir culto al dios Zeus, con la oración, el arte y el deporte.

La primera evidencia data del 776 antes de nuestra era y, según los registros de la historia, se desarrollaron ininterrumpidamente cada cuatro años hasta el 393, cuando el emperador Teodosio I, alias el Grande, los abolió por su impronta pagana.

Aquellos primeros juegos paralizaban hasta las mismas guerras. Un mes antes de su celebración se declaraba la tregua sagrada, y quien la violara quedaba eximido para siempre.

Afortunadamente, el ya lejano 6 de junio de 1894, el Barón Pierre de Coubertin, a quien mucho debemos los hombres modernos, se las ingenió para que los participantes en el Congreso Internacional de Educación Física aprobaran la reanudación de las Olimpiadas.   

Dos años después, la emblemática Atenas acogió los primeros Juegos Olímpicos de la Era Moderna, que a partir de entonces recorrerían el mundo entero.

Pero otra vez la historia les depararía una mala pasada. Las ediciones de 1916, 1944 y 1948 quedaron suspendidas, pues el mundo ardía en llamas con la Primera y Segunda Guerras Mundiales, y las ansias de expansión y prepotencia eran ya muy difíciles de calmar. Perdía así el deporte esa capacidad de imponerse ante cualquier “incompatibilidad” humana.    

En el año 1992, el Comité Olímpico Internacional propuso rescatar la tradición de la tregua olímpica  -invalidada desde la primera suspensión de los Juegos en su versión antigua-, petición que aprobó la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Desdichadamente, cuando este 27 de julio se inaugure la XXX edición de las Olimpiadas, no son pocos los países de este mundo revuelto y brutal que disfrutarán de esa paz mediada.

En su reciente mensaje a propósito del evento, el presidente de la ONU, Ban Ki-moon, ha sentenciado: “La tregua olímpica -y, en general, el ideal olímpico- transmite un poderoso mensaje: el de que las personas y las naciones pueden dejar sus diferencias a un lado y convivir y cooperar en armonía. Y si lo hacen durante un día, o durante un evento, pueden hacerlo para siempre.”  

Con el tiempo, los Juegos Olímpicos también se fueron convirtiendo en una especie de negocio lucrativo para los organizadores, quienes aprovechan las millonarias inversiones para “meter sus manos”, y, por supuesto aquellos que terminan con la peor parte son los millones de personas que sufren las nefastas consecuencias de la crisis económica actual.

De cualquier manera, las Olimpiadas son bien recibidas hasta por el más apático de los seres. Es una realidad que el mundo disfruta sobremanera el mayor espectáculo deportivo y cultural que hasta el momento el hombre haya ingeniado.

Eso sí, sería maravilloso que recupera la esencia de antaño: “una competición pacífica entre naciones, resuelta en gestas de excelencia individual”.


Comentar

Enviar comentario
  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Archivo de noticias


Julio 2020
DoLuMaMiJuViSa
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 

Radio Cadena Agramonte | Noticias de Camagüey, Cuba y el Mundo | © 2020, Camagüey, Cuba.