Radio Cadena Agramonte
English
FacebookTwitterYoutubeRSS

Domingo, 13 de Julio de 2014

Artículos / Ámbito Cultural / Misceláneas / José Manuel Carreño: “Me gusta el ballet como nada en la vida”


Lunes, 21 de Enero de 2013 - 23:31:35

José Manuel Carreño: “Me gusta el ballet como nada en la vida”



Por Daymaris Taboada Moreno/ Radio Cadena Agramonte

José Manuel Carreño, una de las figuras emblemáticas del arte danzario mundial.Cual si fuera el líquido vital que le corre por las venas la danza clásica está en las esencias mismas de José Manuel Carreño, quien ha transcurrido buena parte de su vida como primer bailarín de las más importantes compañías de ballet de todo el mundo.

La maestría en cada uno de sus movimientos, así como la destreza con la que se armonizan estética y técnica, sitúan a Carreño como una de las estrellas que dignifican la danza cubana.

Así lo constatan prestigiosos elencos como el Ballet Nacional de Cuba, el American Ballet Theatre y el Royal Ballet de Londres, que han sido cómplices de la excelencia de este artista.   

Cuba

“Nací y me crié en Cuba y las raíces son muy fuertes. Aquí no importa si la ciudad es pequeña todos te conocen. Haber sido parte del Ballet Nacional de Cuba y trabajar con Alicia Alonso y otros grandes maestros fue muy bueno para mí, aunque luego viajé a Londres y estuve en el Royal Ballet, de allí me fui a Estados Unidos y durante 16 años formé parte del American Ballet Theatre, donde trabajé con grandes coreógrafos, pero siempre la experiencia en mi país resulta placentera”.  

“Coincidentemente, cada vez que vengo a Cuba bailo una obra clásica, aunque trato siempre de traer un repertorio nuevo. Hace dos años atrás estuve en La Habana con el American Ballet Theatre, y en el Festival Internacional de Ballet del pasado año invité a unos bailarines norteamericanos y vinimos a bailar”.

Desde pequeño los hobbys más preciados de Carreño siempre han sido la música y el baile. No en vano, su vida toda se ha debatido entre estas artes.

Danza

“Provengo de una familia de bailarines y siempre las personas hacen comparaciones. Pero es un reto muy grande para uno mismo ser como un familiar o querer llegar más allá. Y en gran parte lo he logrado y me siento satisfecho, uno aprende todos los días algo nuevo”.  

“Yo no menosprecio ningún tipo de danza artística, indiscutiblemente tengo una formación clásica, me crié siendo un bailarín clásico, pues me encanta, hacer una interpretación del Quijote, Giselle, El corsario, Romeo y Julieta. Pero también estoy muy seguro de que cada cosa tiene su tiempo, por eso ahora estoy sintiendo otros placeres, otras sensaciones”.    

“La danza para mí es movimiento, acción. Ahora estoy experimentado otra etapa de mi vida, de mi carrera. Hago bailes flamencos, contemporáneos, estoy ejerciendo la docencia en donde quiera que me invitan. Me gusta mucho enseñar sobre todo a los jóvenes, es algo a lo que he decidido dedicarme”.   

“En los últimos dos años he estado involucrado en un programa muy famoso que existe en Estados Unidos que se llama Dancing with the star (Bailando con las estrellas). Donde me han invitado ya dos veces, por lo que he estado haciendo cosas diferentes y excitantes para mí, siempre con la idea de que me gustaría hacer un espectáculo en Broadway”.

En más de 25 años de carrera artística dedicada por entero al ballet, la complacencia y el regocijo por los innumerables premios rodean a una persona de evidente humildad.

Compañías famosas

“El American Ballet Teather (ABT) posee una versatilidad de repertorio increíble, que fue algo que admiré siempre de esta compañía. Además  que no solo representa grandes obras clásicas, sino que trabaja con los mejores coreógrafos contemporáneos de la actualidad, por ello estar en su elenco es una oportunidad única donde puedes estar haciendo a la vez diversas versiones coreográficas”.

Mientras que Carreño se desarrollaba con el ABT, los cubanos desafortunadamente no pudimos presenciar todo este crecimiento artístico.

Camagüey

Luego de 25 años de su primera visita a Camagüey, Carreño recuerda con devoción de niño, aquel descubrimiento de los parajes de la ciudad, las iglesias y la compañía de ballet que desde entonces distingue la danza clásica del territorio. “Realmente es una ciudad colonial muy linda, me ha fascinado”.

Con el disfrute que concede la energía del espectáculo y una sala repleta de espectadores eufóricos, en su representación en el Teatro Principal de la ciudad camagüeyana, Carreño sintió de manera cercana al público, y junto al goce de este, también disfrutó del espectáculo de manera especial.  

Proyectos

“Desde hace ya tres años, fundé el Festival de Sarasota, en la Florida. Allí soy director y maestro, hago pequeñas coreografías para los niños”.

“Con Danza Contemporánea de Cuba tengo un proyecto de bailar en varias ciudades de México en el próximo mes de marzo, algo que me motiva grandemente”.

Con una pasión especial no solo por danzar, sino también por enseñar a los jóvenes su destreza fundamentalmente en el ballet, José Manuel Carreño hace de los escenarios cubanos un lugar en el que siempre encuentra el placer de un público enérgico y sincero, que siempre lo aclama como gran estrella de los espectáculos.



Nombre
Correo (no será público)