Camagüey, Oficina Nacional de Administración Tributaria, Indisciplina Fiscal, Campaña de Declaración Jurada

Continúan acciones en Camagüey para enfrentar indisciplina fiscal


Camagüey, 3 ago.- La filial de la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT) en la provincia de Camagüey recaudó para el presupuesto del Estado cerca de cinco millones de pesos con un intenso plan para hacer frente a las indisciplinas fiscales luego de concluir la reciente Campaña de Declaración Jurada sobre ingresos personales.  

Entre las acciones se incluyen visitas a contribuyentes, tanto trabajadores por cuenta propia como personas jurídicas que resultaron ser omisos en el pago de tributos al no hacerlo en tiempo, por lo cual se les está notificando el incumplimiento en el que han incurrido para de esta formar aplicar lo establecido por ley.

Olga Pardo San Román, comunicadora institucional de la ONAT en Camagüey, informó que otras medidas están encaminadas a la actuación con aquellos que poseen mayores montos de deuda y que hoy tienen aprobados en la oficina convenios de aplazamientos de pago, concepto por el cual ingresaron al presupuesto estatal alrededor de seis millones de pesos.

Comentó que en el actual escenario por el que atraviesa el país, enfrentar las ilegalidades y captar todos los recursos posibles reviste vital importancia, pues a partir de los aportes al presupuesto se deriva el financiamiento de los servicios públicos que recibe la ciudadanía.

Hasta la fecha, dijo, se han realizado cerca de 200 acciones, en lo cual destaca el municipio de Nuevitas, con la recaudación de más de un millón de pesos.

Sin embargo, los mayores adeudos de la provincia por encima del millón de pesos, se encuentran en los municipios de Camagüey, con el 63 por ciento, y Minas, con más del 14 por ciento, en tanto, con menor representatividad están Sierra de Cubitas, Esmeralda, Nuevitas, Florida y Vertientes.

Para disminuir la impunidad ante el incumplimiento de las obligaciones tributarias, en cada una de las oficinas municipales de la ONAT se confeccionan los expedientes para procesar a estos incumplidores por el delito de evasión fiscal, donde la cifra excede los tres millones de pesos.

Otras acciones contemplan el trabajo de conjunto con los ministerios de Educación y de Educación Superior para potenciar la labor de los círculos de interés tributario y crear conciencia cívica fiscal desde edades tempranas, además de fomentar la prevención de conductas evasoras en los estudiantes universitarios.

Asimismo, las direcciones municipales del Ministerio de Finanzas y Precios y las Asambleas Municipales del Poder Popular deben ofrecer información sobre el destino de los tributos en los territorios. (ACN)

 


En esta categoría

Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *