Camagüey, Elecciones, Delegados, Asambleas Municipales del Poder Popular

Asegurar con el voto el futuro de la Patria


Volvemos a las urnas este 27 de noviembre para elegir a nuestros delegados a las Asambleas Municipales del Poder Popular, conscientes de la sagrada y comprometida misión que deben desempeñar en momentos de contracción económica mundial, a la que no escapamos y de recrudecimiento del bloqueo de Estados Unidos a Cuba.

Acudimos a estos sufragios para que en Cuba nunca más haya fusilamiento de inocentes estudiantes de medicina a manos de colonialistas, crimen de los voluntarios españoles que hoy cumple 151 años, pero que no olvidamos.

Vamos a las urnas a ejercer nuestro voto libre por los nominados en las reuniones de barrio, de manera “democrática y pura, sin politiquería ni corrupción”, como lo concibió Fidel, y como prueba fehaciente de su eterna presencia entre nosotros, señalándonos el camino, a seis años de su tránsito a la inmortalidad.

Votemos por quien mejor represente los intereses de equidad en la sociedad socialista, en medio de una fortalecida acción liderada por el Partido Comunista de Cuba (PCC) y el Gobierno contra quienes atentan, con su actuar desestabilizador, los programas de abastecimiento a la población y el destino social.

Votemos por la cubana o el cubano que en su condición de delegado del Poder Popular, se busca problemas con comerciantes deshonestos o con administrativos que no cumplen con sus deberes y desvían o malversan recursos destinados a solucionar necesidades del pueblo.

Votemos por aquel que aporte a las ideas y materializaciones para el desarrollo de la localidad y las necesarias transformaciones en los programas de la vivienda, la salud pública, la educación, la atención a madres con más de dos hijos y a ciudadanos considerados vulnerables, entre otros cuidados.

Con nuestro voto aseguramos el futuro de la Patria que nos merecemos; carguemos como la caballería agramontina de estos tiempos y pese a toda adversidad y maquinaciones foráneas, hagamos de la elección de los delegados a las Asambleas Municipales del Poder Popular, una contundente victoria por la soberanía cubana.


En esta categoría

Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *