logo

La Habana, 2 feb.- El canciller de Cuba, Bruno Rodríguez, destacó hoy que el Tratado de Reducción y Limitación de Armas Estratégicas Ofensivas (Start-III), firmado entre Rusia y Estados Unidos, contribuye al mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales.

Por medio de su cuenta oficial en Twitter, el jefe de la diplomacia cubana enfatizó en la importancia del acuerdo, al limitar el número de ojivas nucleares y los medios para su entrega.

La extensión del nuevo Start contribuye al mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales y se preserva el último de los instrumentos jurídicos bilaterales para el control de armamentos nucleares, escribió.

El tratado original fue suscrito en 2010 por los entonces presidentes de Estados Unidos, Barack Obama, y de Rusia, Dmitri Medvedev, y expiraba a principios de este mes.

Recientemente, el mandatario ruso, Vladimir Putin, y su homólogo estadounidense, Joe Biden, determinaron prorrogar el convenio, con vigencia ahora hasta el 5 de febrero de 2026.

El Start-III es actualmente el único acuerdo entre Moscú y Washington en la esfera del desarme nuclear.

Ese tratado estableció en 2010 la reducción en las partes de los armamentos estratégicos ofensivos desplegados en siete años, de manera que la suma de los cohetes balísticos intercontinentales, misiles en submarinos y en bombarderos pesados de ese tipo no excediera los 700. (Texto y foto: PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *