logo

Ciénaga de Zapata, 18 mar.- A partir de la reapertura del museo Girón, cuando las condiciones epidemiológicas los permitan, los visitantes podrán palpar la arena de la histórica playa donde el imperialismo sufrió la primera derrota en América Latina e interactuar con los zapatos de Nemesia.

Dulce María Limonta, directora de la institución cultural fundada por Fidel Castro el 19 de abril de 1976, expresó en exclusiva a la Agencia Cubana de Noticias que se reafirman como museo de nueva tipo, a la museografía actual se incluirán las nuevas tecnologías, juegos didácticos y pantallas donde se promocionarán capsulas relacionadas con la historia del museo.

De manera emotiva el visitante palpará la arena de Playa Girón y tendrá en sus manos una réplica de los zapatos de Nemesia, la niña que sufrió las consecuencias de la invasión mercenaria e inspiró el épico poema de Jesús Orta Ruiz, el Indio Naborí, la museografía interactiva permitirá a los interesados conocer más de la historia de los sucesos de hace 60 años, acotó.

Pantallas de gran tamaño muestran una visita virtual por las dos salas, y un código QR ubicado en piezas que se exhiben permiten acceder a mayor información, además de la que reciben por parte de los guías especializados y de los materiales audiovisuales que se proyectan en la sala de video, dijo.

En el museo de Playa Girón, se narra en detalles lo acontecido en Cuba desde el 15 de abril de 1961 cuando varios aeropuertos de la isla fueron bombardeados por aviones camuflados con insignias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), lo que se conoce como el preludio de la invasión, hasta el 19 de abril, día en que fueron derrotados los mercenarios, en menos de 72 horas.

También las personas que acuden al histórico lugar, muy cerca de donde Fidel hundió al buque Houston, conocen sobre la vida en la Ciénaga de Zapata antes del triunfo de la Revolución, sitio totalmente olvidado en la geografía de la Isla, inhóspito, a dónde solo se accedía a través de carros de línea y por el mar, las mujeres morían de parto por falta de asistencia médica y la miseria era la mayor protagonista. (Texto y foto: ACN)
 



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *