logo

La Habana, 21 mar.- Vamos a un Congreso a debatir y a proponer soluciones, y esos análisis y esas propuestas tienen que estar en concordancia con lo que aspira el pueblo de los debates, porque vamos representando a la militancia, a nuestras organizaciones de base del Partido, pero, sobre todo, vamos representando al pueblo.

Con esa convicción, defendida por el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, y asumida por los delegados capitalinos al 8vo. Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), concluyó este sábado, en La Habana, el proceso de estudio de los documentos que serán presentados en la cita, informó el diario Granma.

En la jornada, que contó con la participación de José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del PCC, y Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República, así como el primer ministro Manuel Marrero Cruz y otros representantes del Partido y el Gobierno, el mandatario reiteró que la economía es el principal desafío que enfrentamos, en medio de una situación cada vez más compleja, agudizada por el recrudecimiento del bloqueo y los impactos de la COVID-19.

Se ha pretendido sembrar una matriz de opinión de que el país se escuda en el bloqueo para encubrir ineficiencias propias, dijo Díaz-Canel; sin embargo, aunque tenemos insuficiencias, el bloqueo, más crudo hoy que nunca, es una presión constante, un ensañamiento total que no se puede borrar de la memoria del pueblo por todo lo que nos ha costado, sobre todo en el último quinquenio.

Pero nuestra economía, agregó, considerada muy maltrecha e incapaz, ha sostenido el enfrentamiento a la pandemia, con resultados favorables respecto a muchos países.

Hoy, puntualizó, estamos a la cabeza del mundo en el número de pacientes recuperados de la COVID-19, con el 94,1 % de los contagiados, y la letalidad es de las más bajas de América Latina y el Caribe. (ACN) (Foto: Archivo)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *