logo

La Habana, 14 abr.- La campaña contra el bloqueo a Cuba desarrollada dentro de Estados Unidos prueba el rechazo mayoritario de la comunidad cubana en el exterior a este cerco, comentó hoy un activista del proyecto.

En exclusiva con Prensa Latina vía online, José Oro, cofundador del No Embargo Movement (Nemo), enfatizó que la plataforma creada el 27 de enero pasado ya cuenta con más de 79 mil miembros enfocados en la unidad frente al asedio.

Los enemigos de Cuba han sido maestros del juego politiquero dentro de Estados Unidos y han partido del uso de una gran falacia que es decir (y hacerlo creer dentro del Gobierno estadounidense) que ellos controlan de manera casi unánime el sentir de los cubanos en Estados Unidos y, por supuesto, su voto.

Según Oro, Nemo busca demostrar que esto es falso y de esa manera, accederemos a los centros de poder que deciden el fin del bloqueo, con una cantidad masiva de miembros y solicitantes.

En opinión del activista, para lograr este objetivo el mensaje debe enfatizar en un futuro común superior y próspero para ambos pueblos, que demuestre el enorme perjuicio y los daños a la Isla.

Hemos contactado con más de una docena de senadores y representantes en el Congreso de los Estados Unidos, con muchos alcaldes y miembros de numerosos ayuntamientos para que promuevan resoluciones contra el bloqueo, aseguró.

Reconoció además el alcance de la iniciativa Puentes de Amor del cubanoamericano Carlos Lazo, la cual organizó caravanas en decenas de países para exigir el fin de la política hostil norteamericana contra la mayor de las Antillas.

Oro comentó que el uso de la palabra embargo en el nombre del movimiento responde a una necesidad comunicativa con el público de habla inglesa, pero la denominación correcta es bloqueo, para mí así es en realidad esta enorme y salvaje agresión.

Las posibilidades de cambiar la correlación de fuerzas entre quienes propugnan el fin de este cerco y los que buscan incrementarlo son muchas, señaló.

La ultraderecha de Miami sabe jugar de manera excelente e inescrupulosa el juego político dentro de Estados Unidos, dispone de enormes recursos de todo tipo y los que nos oponemos a ellos tenemos que aprender a hacerlo mejor y más dignamente.

En este sentido, Oro refirió la necesidad de buscar el apoyo además de otras minorías y en general de vastas capas del pueblo estadounidense que incluso cree, para nuestra sorpresa, que el bloqueo ya no existe.

El activista mencionó que en territorio norteño son muchísimos más los que quieren relaciones civilizadas y de respeto entre ambos países.

También en declaraciones a Prensa Latina, Manuel Tejeda, el otro fundador de Nemo, comentó que en la actualidad la plataforma digital NoBloqueoCuba.com (en inglés: www.NoEmbargoCuba.com ) la cual él administra, cuenta con más de 30 mil fotos de personas del orbe, quienes piden eliminar el cerco.

Para el 1ro de Mayo, 93 días después de creados, estimamos llegar a 100 mil miembros de más de 130 países y casi cinco millones de interacciones, lo cual demuestra la alta y frecuente actividad del movimiento, dijo.

Según el Ministerio de Relaciones Exteriores cubano, el bloqueo constituye el mayor obstáculo para el desarrollo nacional y una violación de los derechos humanos.

Los daños acumulados en seis décadas ascienden a 144 mil 413 millones de dólares, y entre abril de 2019 y marzo de 2020, la acción causó pérdidas superiores a los cinco mil millones de dólares, cifra récord para un año. (Texto y foto: PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *