logo

Camagüey, 16 abr.- Los camagüeyanos Olga García Yero y Luis Álvarez Álvarez fueron aprobados como Académicos de Honor de la Academia de Ciencias de Cuba, noticia que ha motivado cientos de mensajes de felicitación.

Se distingue así la vida consagrada al estudio, al conocimiento como virtud, y a la cultura como puente de generaciones de una pareja de investigadores y pedagogos que ha levantado su obra desde Camagüey.

“Y naturalmente un académico de honor está obligado a redoblar su esfuerzo en el trabajo científico y en particular en la formación y apoyo a nuevas generaciones de investigadores”, declaró Álvarez Álvarez al periódico Adelante.

Ambos agradecieron la gestión de la propuesta hecha por la Delegación Territorial del Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) y la Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte.

García Yero y Álvarez Álvarez son doctores en Ciencias y en Ciencias Filológicas. Han impulsado estudios con enfoque culturológico y énfasis en la identidad caribeña, el ser nacional y el pensamiento emancipador.

“Estamos en dos proyectos: uno por la universidad, donde nos queda una sola tarea por terminar, un estudio de la presencia de Camagüey en la literatura del siglo XIX. Y uno personal, culminar la investigación sobre el pensamiento cultural de Martí”, precisó Álvarez Álvarez.

La aprobación de 22 personalidades de todo el país como nuevos Académicos de Honor sucede a las puertas del aniversario 160 de la primera Academia de Ciencias aquí, fundada el 19 de mayo de 1861 con el nombre de Real Academia de Ciencias Médicas, Físicas y Naturales de la Habana.

Entre los cubanos que ya ostentan la categoría se encuentran el escritor Miguel Barnet Lanza, el cosmonauta Arnaldo Tamayo Méndez y el economista Osvaldo Martínez Martínez. (Adelante)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *