logo

La Habana, 17 abr.- El primer ministro de Cuba, Manuel Marrero, definió entre las prioridades del gobierno la producción de alimentos y el avance de las Formas de Gestión No Estatal (FGNE) como complemento del desarrollo nacional.

Así lo refirió al encabezar la comisión centrada en los resultados económicos y sociales hasta la fecha, en el contexto del 8vo Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) inaugurado la víspera en el capitalino Palacio de Convenciones.

Según reportó la televisión local, Marrero hizo referencia a las medidas adoptadas recientemente para avanzar en la obtención y comercialización de productos agropecuarios, y potenciar las FGNE.

En ese sentido, mencionó los progresos en la evaluación de las experiencias para fomentar cooperativas no agropecuarias, así como en el estudio sobre las micro, pequeñas y medianas empresas.

Al respecto, dijo, “ya se aprobó la política que prevé la participación del sector estatal y privado y nos encontramos en el proceso de elaboración de las normas para su implementación”.

El Primer Ministro reconoció la lucha contra la pandemia de la Covid-19 desplegada en el país con el decisivo trabajo entre el Gobierno, científicos y expertos, y destacó el adelanto de los cinco candidatos vacunales cubanos contra la enfermedad.

Aludió a la aplicación en la isla de la Tarea Ordenamiento, que incluye la unificación monetaria y cambiaria; y denunció la campaña dirigida a desacreditar la Revolución y a aminorar los impactos reales del bloqueo impuesto por Estados Unidos.

Como parte del encuentro el viceprimer ministro y titular de Economía y Planificación, Alejandro Gil, presentó una reseña del sector en el quinquenio 2016-2021, en la cual ponderó la importancia de la proyección centralizada de los procesos y la autonomía de las entidades de base.

También el jefe de la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo de los Lineamientos del Partido y la Revolución, Marino Murillo, mostró un informe sobre la ejecución de los mismos en los últimos años.

Los delegados a la magna cita partidista destacaron la importancia de potenciar los proyectos de desarrollo local y solicitaron una mayor agilidad en cuanto a las normas jurídicas para la materialización de las políticas.

Este viernes el primer secretario del PCC, Raúl Castro, presentó ante los 300 delegados el informe central del 8vo Congreso y subrayó como ejes del trabajo de la organización el desarrollo de la economía nacional, la lucha por la paz y la firmeza ideológica.

El cónclave, con fecha hasta el próximo lunes, centra su agenda en la actualización del modelo socialista y del plan nacional de avance hasta el año 2030. (PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *