logo

Ciénaga de Zapata, 19 abr.- Ofrendas florales del General de Ejército Raúl Castro y de Miguel Díaz-Canel, presidente de la República de Cuba, constituyeron homenaje hoy a los caídos en Playa Girón, hace 60 años, cuando el imperialismo sufrió su primera derrota en América Latina.

Ante el obelisco, a la entrada del museo de Girón, que guarda los nombres de los más de 150 héroes y mártires de la batalla de abril de 1961, también se depositaron flores de los consejos de Estado y de Ministros y del pueblo cubano, en eterno agradecimiento a quienes dejaron su sangre en el humedal del Caribe insular.

Bienvenido Roig Chirino, primer secretario del Comité municipal del Partido Comunista de Cuba (PCC) en la Ciénaga, expresó en la solemne ceremonia, que este 19 de abril es un día histórico, coincide con la clausura del 8vo. Congreso del PCC, donde la continuidad de la Revolución está salvaguardada.

El dirigente recordó que a Playa Girón el pueblo fue a defender el Socialismo, declarado por Fidel Castro el 16 de abril de 1961, un día antes de la invasión mercenaria, en el entierro de las víctimas de los bombardeos a los aeropuertos en la Isla, lo que se conoce en la historia como el preludio de la invasión.

La ceremonia estuvo encabezada por dirigentes del Buró provincial del PCC en Matanzas, de las Fuerzas Armadas Revolucionarias y el Ministerio del Interior, en composición reducida debido a las extremas medidas ante el azote de la pandemia de COVID-19.

Una museografía interactiva estrenó este lunes el museo de Girón, que cumple 45 años de su fundación a cargo del Comandante en Jefe Fidel Castro y de José Ramón Fernández, uno de los estrategas de la batalla que en menos de 72 horas rindió a los mercenarios de la Brigada 2506 organizados y financiados por la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos.

Nemesia Rodríguez Montano, la niña que en aquellos días inspiró al poeta Jesús Orta Ruiz, el Indio Naborí, en la Elegía a los zapaticos blancos, recorrió las dos salas de exposición permanente de la institución cultural, y acarició una réplica de sus zapatos rotos por la metralla.

A partir de hoy quienes acudan al museo de Girón podrán palpar la copia de los zapatos originales que se encuentran a buen resguardo en una urna de cristal, y también arena de la playa por donde desembarcaron y fueron derrotados los invasores, como elementos de la interactividad del museo, que cuenta con pantallas por donde se proyectan momentos de los combates, y piezas con código QR para obtener detallada información sobre su historia. (ACN) (Fotos: Tomadas de Radio 26)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *