logo

Secuestros e inseguridad en Haití ocasionaron protestas en la recién concluida semana


Puerto Príncipe, 25 abr.- Protestas, huelgas y denuncias por la inseguridad marcaron la semana que concluyó en Haití, mientras el Gobierno reiteró sus promesas de combatir el fenómeno.

La Iglesia Católica concluyó tres días de paro en todas sus instituciones, excepto las hospitalarias y centros de salud, tras el secuestro de siete religiosos y tres fieles el pasado 11 de abril, de los cuales solo fueron liberadas cuatro personas hasta el momento.

Durante la jornada tocaron las campanas de todas las parroquias católicas de la capital, y algunos ciudadanos se sumaron al cacerolazo convocado por la oposición, para pedir el fin de la ola de violencia.

También el viernes, notarías de las 18 jurisdicciones de Haití cerraron sus puertas luego del rapto del abogado Alex Démosthène, y denunciaron la multiplicación de estos casos y el deterioro de las condiciones de seguridad, en particular en la zona metropolitana de Puerto Príncipe.

Por su parte, el hospital Saint-Boniface en Fond-des-Blancs paralizó sus servicios para exigir la liberación de uno de sus empleados, secuestrado el martes pasado, y en las afueras de la Corte de Cuentas cientos de ciudadanos protestaron luego del plagio de dos trabajadores de ese Tribunal junto a sus familiares.

En esta semana, medios locales reportaron al menos 10 casos de personas secuestradas, la mayoría en la capital del país.

Ante el deterioro del clima de seguridad, dimitió el primer ministro Jospeh Jouthe, y fue sustituido por el también canciller Claude Joseph, quien prometió nuevamente combatir el fenómeno.

En su primera semana en el cargo, Joseph presidió el Consejo Superior de la Policía Nacional y limitó la entrada de vehículos en barrios influenciados por bandas armadas, lo que provocó enfrentamientos entre pandillas y agentes del orden, paralizando el tráfico en la entrada sur de la capital.

De igual manera, ordenó a la Policía fortalecer su presencia en las calles, y anunció la llegada de nuevo equipamiento para estas fuerzas. (Texto y foto: PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *