logo

Argentina vive y celebra su coronación en la Copa América de fútbol


Buenos Aires, 11 jul.- La locura se desató en una Argentina donde muchos en las casas explotaron en lágrimas tras la victoria de su equipo en la Copa América, una hazaña que aguardaron 28 años y llegó como un bálsamo.

Diego Maradona baila en el cielo, repitieron varias personas que desde los balcones y en las calles disfrutaron como si se tratara de la final de un Mundial, sobre todo por ver coronado a un Lionel Messi que ganó por vez primera en un certamen junto a su equipo.

De la ansiedad por un juego electrizante, a un estallido, casi un rugido en Buenos Aires y hasta lo más lejos del sur, en la Patagonia. Así se vivió este momento para muchos histórico. Argentina lo hizo otra vez, es campeón de América y vuelve a mandar junto con Uruguay en el cuadro de honor.

“Gracias mi Argentina querida”, se escuchó casi entre sollozos a una señora en un balcón de un céntrico barrio porteño, mientras otra voz potente gritó a pulmón: “Argentina sos (eres) grande. Qué orgullo”.

El presidente, Alberto Fernández, y la vicepresidenta, Cristina Fernández, fueron de los primeros en congratular a la selección por esta gran victoria.

“Quiero felicitar y abrazar a nuestro inmenso plantel por llevar al país a lo más alto. El pueblo argentino siempre recordará que, en tiempos de dolor, sembraron la ilusión y nos dieron una enorme alegría”, apuntó el mandatario. “Vamos Argentina todavía”, apuntó por su parte Cristina Fernández.

Con un cántico que hicieron popular en esta Copa y con claro mensaje a esos periodistas que destruyeron en su momento a la selección, la albiceleste comandada por el DT Lionel Scaloni, y también desde este lado, cantaron a todo pulmón las más jocosas arengas.

Hubo Maracanazo y Messi pudo levantar esa enorme Copa. Hoy se festeja, gritaba un porteño a punto del delirio que con una bandera colgada en el cuello, salió a recorrer las calles junto a amigos.

Muchos de manera espontánea salieron con sus autos y se dirigieron a donde mejor se celebra en esta capital, el Obelisco porteño, que se ilumina con los colores celeste y blanco. Argentina es campeón y en casa se celebra a lo grande. (Texto y foto: PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *