logo


La Habana, 15 jul.- De conjunto con los gobiernos provinciales y el Ministerio del Comercio Interior se prevé implementar un mecanismo provisional para facilitar a las personas la adquisición de la canasta familiar normada en su lugar actual de residencia, informó el Primer Ministro Manuel Marrero Cruz.

En el programa informativo Mesa Redonda, el dirigente señaló que alrededor de 300 mil habitantes del país residen en diversas provincias sin respaldo legal (no tienen esa dirección), y por tanto no disponen de tarjeta para adquirir la canasta familiar normada, lo cual les dificulta el acceso a alimentos y a determinados artículos de primera necesidad.

Recordó que existen regulaciones sobre la emigración, sobre todo hacia La Habana, pero se fue perdiendo el rigor en hacer cumplir esas disposiciones, sin que se afectara el derecho de los ciudadanos a residir donde lo deseen, pero esto debe hacerse con organización.

Existe un grupo de trabajo presidido por el vicepresidente de la República para actualizar esa normativa y respetar ese derecho, pero con las respectivas regulaciones, acotó.

Marrero Cruz explicó que, como paso intermedio, se buscó una solución común a todos los territorios y se implementará gradualmente.

Primero es preciso localizar a esas personas, determinar de dónde proceden y dónde están registradas, y realizar una cancelación temporal en su lugar de origen para entregarles un documento que las autorice a adquirir en su lugar actual de residencia esos productos, concluyó. (ACN)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *