logo

Sierra de Cubitas, Camagüey, 39 jul.- En el consultorio del médico y la familia número 12, en este municipio, me sorprendí al encontrar a una decena de mujeres que acariciaban cariñosamente sus crecidos vientres, a la espera de una dosis de esperanza que llegaría esa mañana.

Algo de nervios vi en sus ojos; decían algunas que por miedo a los pinchazos, pero en todos dominaba la alegría porque Abdala comenzaría a preparar sus cuerpos para enfrentar un posible contagio con ese virus que hace ya demasiado tiempo nos roba el sueño.

A sus 35 semanas de gestación, Yuneisis Cordobés Rodríguez era la primera en ser examinada para recibir el fármaco, y agradeció emocionada esa posibilidad.

 

Hasta el lugar llegó Ariel Santana Santiesteban, primer secretario de Partido Comunista de Cuba en la provincia de Camagüey, y junto a las autoridades del municipio se preocupó por el estado de salud de todas y les aseguró que siempre estarían protegidas por el sistema sanitario de la Isla.

Por su parte Dinorah Martínez Hidalgo, presidenta de la Asamblea Municipal del Poder Popular, explicó que fueron 70 las mujeres que se beneficiaron con la vacuna, y debido a la importancia de mantener un extremo cuidado, a las residentes en zonas rurales se les aseguró su transporte de ida y regreso hacia los consultorios urbanos.

Alrededor de 10 mil 800 cubiteños mayores de 19 años ya recibieron la primera dosis de Abdala en los 22 vacunatorios, y a ese grupo se sumaron las embarazadas, puérperas y lactantes, como parte del esfuerzo del país en el combate contra la pandemia. (Texto y foto: Elianis Cutiño López/ Radio Cadena Agramonte)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *