logo

La Habana, 4 ago.- En momentos que el recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos contra Cuba y el impacto de la COVID-19 obstaculizan aún más el avance del país, y la calidad de vida de su población, la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM) sigue siendo una fuente importante de captación de ingresos o de liquidez para la nación.

Consultada por la ACN, Yunet Medina Delgado, directora de Divisas y Comercio Exterior del Ministerio de Economía y Planificación (MEP), recordó que entre los Objetivos Generales del Plan de la Economía para 2021, presentado en diciembre último a la Asamblea Nacional del Poder Popular, figura incrementar las ventas de las entidades nacionales a ese estratégico enclave, por encima de lo proyectado.

Según el sitio web de la propia ZEDM, hoy día ascienden allí a 55 los negocios aprobados (en operaciones unos y en proceso inversionista otros) provenientes de 21 países, a 2.736 mil millones de pesos el monto de las inversiones, a ocho mil 560 los empleos directos y a 11 las multinacionales presentes.

La ZEDM surgió con el propósito de desarrollar y atraer capital extranjero y establecerlo en un lugar físico con condiciones financieras y tributarias preferenciales que hacen mucho más atractiva su captación, aunque también hay empresas de capital 100 por ciento cubano, las cuales se benefician por los bienes y servicios que brindan en el empeño por insertarse mejor en el mercado internacional, de ser más competitivas, señaló la funcionaria del MEP.

En la medida en que se amplíen y diversifiquen los usuarios y concesionarios de la Zona, la economía cubana podrá penetrar esos mercados que se establezcan, afirmó la entrevistada además de aclarar que aunque los negocios se cobren o paguen en moneda libremente convertible (MLC) no significa que siempre se esté haciendo comercio exterior.

Esto es un concepto erróneo en directivos de entidades cubanas, al creer que están exportando cuando realizan una venta interna o que importan al adquirir allí un producto o servicio; para que ello ocurra el negocio debe ser con una entidad extranjera, es decir, la exportación en frontera es cuando se le brinda un bien o servicio a un no residente de la economía nacional, por ejemplo, cualquier relación que se tenga con una embajada.

Pero que las relaciones financieras transcurran en MLC ya es ventajoso, porque además de las exportaciones y de las transferencias unilaterales que abarcan las entradas de efectivos, las remesas, etcétera, la ZEDM deviene en una fuente más de captación de ingresos o de liquidez para la economía, puntualizó Medina Delgado.

La funcionaria del MEP subrayó como propósitos de ese enclave estratégico contribuir al desarrollo de la nación al articularse con sus actores económicos, generar exportaciones y promover la sustitución de importaciones, propiciar la transferencia de know-how, así como de habilidades referidas a la gerencia de negocios, atraer la inversión extranjera y lograr el establecimiento de empresas nacionales.

También con Mariel se ha pretendido generar nuevas fuentes de empleo y de financiamiento a largo plazo, impulsar la infraestructura necesaria para contribuir al progreso económico y crear un sistema logístico que permita altos niveles de eficiencia.

El avance de su infraestructura y la captación de inversiones transcurren en áreas claves como las industrias alimentaria, ligera y siderúrgica, la construcción, la electrónica, la logística, la energía y las ramas financieras y bancarias, y como parte de ese proceso algunas empresas extranjeras o de capital mixto ya establecidas han solicitado su ampliación, con lo cual se sigue consolidando la ZEDM como una plaza importante.

Tal es el caso de Brascuba S.A., ahora allí con una de las fábricas más grandes que la industria cigarrera ha construido en Cuba, y que pudiera ser una empresa dinamizadora, al contribuir a enfrentar la demanda de cigarrillos aun cuando no producimos tabaco rubio, por lo cual también es una aspiración de nuestra economía procurar suministrarle materias primas a la mayor cantidad de usuarios y concesionarios de la Zona, añadió Medina Delgado.

La directora de Divisas y Comercio Exterior del MEP señaló que ya comienzan a verse en la red de comercio minorista, tanto de establecimientos en MLC como en moneda nacional, productos salidos de fábricas asentadas en Mariel como la de pañales desechables y almohadillas sanitarias de la corporación vietnamita Thai-binh-global, o de la compañía mexicana de carne molida Richmeat de Cuba S.A.

Se trata de negocios ya en operaciones, como también lo están las productoras Unilever Suchel S.A. (de artículos de limpieza y aseo), Bouygues Construcción Cuba S.A. (de ingeniería y construcción), Devox Caribe S.A. (pinturas), China Communications Construction (Servicios de ingeniería y construcción), y BDC TEC S.A. (electrónica).

Abundó que por la parte cubana hoy de lo que más se provee a las industrias y actividades de aseguramiento o logística en Mariel es de fuerza de trabajo, cuya contratación se realiza a través de cinco agencias empleadoras especializadas, las que no pagan en MLC al trabajador, sino que en pesos cubanos.

Pero tenemos ejemplos de entidades del Grupo Empresarial de la Industria Alimentaria como la de Conservas de vegetales, la Pesquera de Camagüey y Lácteos Bayamo, las cuales aunque en muy pequeñas cantidades han logrado vender allí sus bienes, incluidas materias primas.

Según la web del enclave, este brinda una plataforma productiva y logística de primera clase para el establecimiento de empresas cuyas producciones y servicios se destinarán al mercado interno o la exportación, y se beneficiarán de su marco regulatorio, sus incentivos y su ambiente de negocios amigable.

En diciembre último durante una visita a la ZEDM junto al General de Ejército Raúl Castro y al primer ministro cubano, Manuel Marrero, el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel, consideró que se va notando un impacto económico en las entidades cubanas que comercializan sus productos a la Zona, las cuales retienen parte de la liquidez para su desarrollo propio.

Aunque, alertó Díaz-Canel, aún es incipiente y quedan muchas potencialidades por explotar. (Texto y foto: ACN)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *