logo

Camagüey, 16 ago.- A finales del mes de junio estudiantes y profesores universitarios asumieron en Camagüey el llamado para convertirse en protagonistas del proceso de intervención sanitaria con la vacuna Abdala, a través de la digitalización de los datos en tiempo real.

Riselda Guzmán Méndez, decana de la faculta de Construcciones de la Universidad Ignacio Agramonte Loynaz precisó que cuentan con gran apoyo de los alumnos de las carreras de Arquitectura e Informática, así como de las facultades de Ciencias Aplicadas y Ciencias Económicas.

Divididas en las nueve áreas de salud del territorio se insertan las 53 carreras y 10 facultades, en aras de concebir una mayor agilidad y precisión en el cómputo y procesamiento de datos, y también para preservar la salud de estudiantes y profesores inmersos en la misión mediante la limitación de grandes movilizaciones.

Estrictos protocolos de bioseguridad conforman la tarea de impacto: el distanciamiento entre las computadoras y el uso obligatorio de nasobucos para todo el personal, así como la desinfección de las superficies una vez finalizada la jornada son acciones fundamentales.

Las carreras de Humanidades, de igual forma, tienen representación en el tratamiento de la información de la vacunación, pues sus estudiantes se suman a la digitalización para restar tiempo a la COVID-19 y multiplicar la vida.

De esta forma avanza el proceso de cómputo de datos de la intervención sanitaria con la vacuna antiCOVID-19 Abdala en Camagüey, y una vez más los jóvenes de la primera Universidad creada por la Revolución escriben importantes páginas en la historia cubana. (Texto y foto: Claudia Artiles Díaz/ Radio Camagüey)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *