logo

Vacunas cubanas evidencian títulos de anticuerpos contra todas las variantes de COVID-19



La Habana, 21 ago.- A partir de estudios de laboratorios se evidenció que las vacunas cubanas anti-COVID-19 tienen títulos de anticuerpos neutralizantes contra todas las variantes del SARS-CoV-2, causante de la pandemia de la COVID-19, presentes en el país, incluyendo la Delta (notificada por primera vez en India), la más contagiosa de todas.

María Guadalupe Guzmán Tirado, jefa del Centro de Investigación, Diagnóstico y Referencia del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK), anunció en el programa radio-televisivo Mesa Redonda que tras aislar el virus en los laboratorios de contención del IPK y de la Defensa Civil, se estudió si los sueros de vacunados con Abdala y Soberana 02 tienen anticuerpos neutralizantes contra las variantes D614G, Alfa (Reino Unido), Beta (Sudáfrica), Epsilon (California) y Delta.

Precisó que estos sueros demostraron que las vacunas bloquean la entrada del virus a la célula humana mediante la producción de anticuerpos neutralizantes, y los mayores títulos se detectaron frente a Alfa y Delta, mientras que los menores, aunque  son suficientes, fueron ante Beta, como ha sido reportado también por otros inmunógenos.

Además, se estudió Soberana Plus y Mambisa en convalecientes, que mostraron títulos de anticuerpos contra todas las variantes estudiadas.

La también presidenta de la Sociedad Cubana de Microbiología y Parasitología explicó que las vacunas internacionales se produjeron en un ambiente donde circulaban pocas variantes del coronavirus y en el caso de las cubanas se evaluaron frente a Alfa y Beta, pero no contra Delta.

Detalló que las vacunas se preparan en función de diferentes zonas del virus y las nuestras están dirigidas a la espícula, por lo que al producirse cambios en esa porción, por donde el SARS-CoV-2 se une a la célula, siempre despierta la preocupación de si se mantendrá la respuesta inmune.

Guzmán Tirado dijo que Delta está presente en más de 140 países, es altamente contagiosa, dos veces más que las anteriores, su carga viral incrementa en más de mil veces en comparación al virus original y solo necesita de cuatro días desde que la persona se infecta y comienza a transmitirlo.

En el caso de Cuba, hasta el 15 de agosto Delta estuvo presente en el 92 por ciento de las muestras estudiadas, ha sustituido la variante Beta, que predominaba en el país, y ya se ha identificado en todas las provincias, cambiando la epidemiología cada vez que llega a un territorio. (ACN)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *