logo


Camagüey, 8 sep.- El Grupo Temporal de Trabajo Provincial para el enfrentamiento a la COVID-19, presidido por Ariel Santana Santiesteban, primer secretario del Partido Comunista de Cuba en la provincia y por la gobernadora Yoseily Góngora López, analizó las inconformidades de la población relacionadas con el cumplimiento de los protocolos médicos en la contención de la pandemia.

Autoridades de Salud Pública en el territorio actualizaron la situación epidemiológica, caracterizada por la alta tasa de incidencia del nuevo coronavirus en todos los municipios al ser superior a 500 por cada cien mil habitantes.

Entre los temas que preocupan destacan el  suministro de medicamentos en las distintas demarcaciones y los análisis organizativos para atender los casos positivos y sospechosos, así como el cumplimiento de lo establecido para el ingreso domiciliario.

En la habitual reunión trascendió que urge inmediatez en las acciones multisectoriales, para revertir el complejo panorama que ubica hoy a la provincia con una situación compleja en cuanto a cifra de contagios, principalmente en la capital agramontina.

El director provincial de Salud Pública, Doctor Carlos Morán Giraldo, reiteró la necesidad de cumplir a cabalidad las pesquisas sanitarias y el ingreso hospitalario del ciento por ciento de la población infantil y de los vulnerables positivos a la COVID-19, así como el llamado a las familias a proteger a los niños y embarazadas, grupos con un alto índice de infestación en los últimos 15 días.

También en la jornada se procedió a un análisis exhaustivo de las principales deficiencias en las diferentes áreas de salud y las preocupaciones de los delegados del Poder Popular en cada circunscripción de la ciudad de Camagüey, así como la disponibilidad médica en centros de aislamiento y policlínicos

El intendente de esa localidad, Armando López Montero, dijo que se impone en el contexto epidemiológico actual la atención sanitaria a los pacientes ingresados en sus viviendas como prioridad, en tanto las autoridades sanitarias insistieron en la investigación epidemiológica y seguimiento a la vigilancia de los ingresos domiciliarios que debe convertirse en una fortaleza.

Además, se discutieron y propusieron soluciones a las problemas que afectan hoy al manejo más eficiente de la pandemia.

Varias áreas destacan por el incremento en las últimas jornadas del personal de salud recuperado de la COVID-19 para el proceso de pesquisa y pase de visitas a los ingresos domiciliarios, ya que ha sido una de las principales carencias y deficiencias esgrimidas por los agramontinos en  los estados de opinión.

Igualmente, los criterios de la población, relacionados  fundamentalmente con la recogida de desechos sólidos y los servicios de acueducto y alcantarillado, integraron los debates que deben asumir los directivos para dar solución oportuna.

Con respecto al municipio de Camagüey también se discutieron posibles medidas de restricción de la movilidad en la Avenida de la Libertad y la céntrica calle República por ser diariamente espacios de aglomeraciones,  directrices que serán informadas en los próximos días.

La capital agramontina atraviesa un punto alto del pico pandémico, de ahí que sea necesario incrementar  la protección, erradicar malas gestiones y priorizar los recursos humanos y materiales esenciales para que disminuyan los casos positivos a la peligrosa enfermedad. (Texto: Gladys Dailyn Morera Cordero/Radio Cadena Agramonte) (Foto: Archivo/Granma)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *