logo


Managua, 21 sep.- Las redes sociales serán el principal escenario de la campaña electoral que comienza el próximo sábado en Nicaragua, destacó hoy el reconocido comunicador Moisés Absalón Pastora, un líder de opinión de la izquierda.

No para ofrecer, como los partidos tradicionales estilaban en sus estrategias electorales y al final como siempre incumplían, sino para seguir destacando la obra del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) desde 2007, apuntó Absalón Pastora en el editorial de su espacio televisivo Detalles del Momento.

Recalcó la importancia mediática que tendrá la campaña por el voto de los nicaragüenses, a librarse entre el 26 de septiembre y el 3 de noviembre, cuatro días antes de la cita con las urnas para las elecciones generales.

Quienes participan en la campaña desde los medios electrónicos 'debemos igualmente asumir que lo que está en nuestra manos es un cañón el cual debe disparar razones, argumentos, evidencias y profundos mensajes de paz', añadió.

Para el editorialista, candidato a diputado a la Asamblea Nacional (parlamento) el gobernante FSLN, la participación en la campaña no significa tener dudas acerca de los resultados del 7 de noviembre en los centros de votación.

Sino porque una vez ganadas las elecciones, que serán históricas para el país, debemos crear la previa conciencia que se avecina una verdadera convivencia entre nicaragüenses porque queremos, a partir del 10 de enero de 2022, una Nicaragua gobernada por la ley, pero sobre todo por nosotros mismos, argumentó.

Para el FSLN la campaña comenzó desde el 10 de enero de 2007 (fecha del inicio de su segunda al frente del gobierno), por lo cual las venideras semanas no será asunto de gorras, camisetas, suvenires o discursos en plazas públicas, afirmó Absalón Pastora.

El comunicador recordó el papel de las redes sociales manejadas por la derecha en función del intento fallido de golpe de estado de abril-julio de 2019.

La estructura muy bien montada por el imperio norteamericano, que entrenó con años de antelación a los operarios de esas redes sociales, definitivamente nos sobrepasó porque cuando la orden de ejecutar el plan golpista fue dada por la Casa Blanca todos nos quedamos congelados y sin reacción ante aquel alud de desinformación, explicó. (PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *