logo

Reinician grados terminales en Camagüey curso escolar de forma presencial (+ Audio)


Camagüey, 4 oct.- Aunque en menor medida que la habitual, las aulas agramontinas acogieron la energía de miles de estudiantes de grados culminantes de preuniversitario, enseñanza técnico- profesional y escuelas pedagógicas, después de un extenso período lejos al que obligó la pandemia de COVID-19.

Recién vacunados, los alumnos recibieron la vuelta a clases

presenciales con emoción, como expresó Yandis Aguilar Tamayo, estudiante de tercer año de Refrigeración en el Instituto Politécnico Industrial (IPI) Manuel Cañete.

Por su parte, Álida Martí, quien cursa el 12 grado en el Centro Mixto

Ignacio Agramonte, dijo que se siente feliz de retomar la normalidad después del largo período de aislamiento, un poco menos preocupada por la culminación de sus estudios, aunque es consciente de que queda mucho camino aún por recorrer.

Para Adalbert Rodríguez Cedeño, estudiante de la especialidad

Artística y Teatral Visual de la Escuela Pedagógica Nicolás Guillén Batista, haber recibido a Abdala el mismo días de su cumpleaños fue el mejor de los regalos, y comenzar el curso hoy es motivo de orgullo y mucho compromiso, como futuro profesional de la pedagogía.

Alrededor de dos mil 600 educandos de 12 grado regresaron a las aulas en casi todos los municipios camagüeyanos, y también lo hizo una matrícula de alrededor de 700 estudiantes de tercer y cuarto años de la Escuela Pedagógica, que se concentró en la sede central y en el resto de los territorios para retomar las clases.

Lea también: Alegría en las aulas camagüeyanas

Mientras, la Educación Superior también avanza hacia la incorporación de los jóvenes al estudio presencial, con los futuros profesionales de las Ciencias Médicas a la vanguardia, según explicó Roberto Carrazana, presidente de la Federación Estudiantil Universitaria de esa casa de altos estudios.

Se ha priorizado en este caso el regreso de los alumnos de los primeros años de las tres facultades, y se planifica una rotación por quincenas para que, además de avanzar en la docencia, se mantengan vinculados a la pesquisa activa, como apoyo a una de las tareas de impacto más importantes que han asumido desde el inicio de la pandemia.

Conscientes de las pérdidas que nos deja el mortal virus, la vida debe continuar poco a poco hacia una nueva normalidad, en la que niños y jóvenes recuperen tanto tiempo fuera de las escuelas; ello, sin dudas, constituye una alegría para toda la familia. (Elianis Cutiño López/ Radio Cadena Agramonte) (Foto: Miozotis Fabelo Pinares/ corresponsal de Radio Rebelde en Camagüey)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *