logo

La Habana, 16 oct.- El canciller de Cuba, Bruno Rodríguez Parrila, abogó hoy por superar los retos en el camino de alcanzar la meta de un mundo con hambre cero, en el contexto del Día Mundial de la Alimentación 2021.

El ministro de Relaciones Exteriores señaló en su cuenta en Twitter que resulta indispensable para lograr ese objetivo transformar los patrones de producción y consumo del capitalismo que dañan el medio ambiente.

Rodríguez apuntó además en la red social a solucionar el problema de la deuda externa y otorgar un trato comercial especial y diferenciado a países en desarrollo.

El propósito de alcanzar un mundo con hambre cero, contenido en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) hasta 2030, busca terminar con todas las formas de hambre y desnutrición y velar por el acceso de todas las personas, en especial los niños, a una alimentación suficiente y nutritiva durante todo el año.

No obstante, el Día Mundial de la Alimentación 2021 llega con un crecimiento en los últimos cinco años de las personas víctimas de hambre, que ascendió a 811 millones en 2020, según el último informe sobre el estado de la seguridad alimentaria y la nutrición.

De acuerdo con un mensaje del secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, el 40 por ciento de la humanidad, unos tres mil millones de personas, está imposibilitada de tener una dieta saludable.

En el caso de Cuba, los ODS están vinculados a las líneas de trabajo del Plan Nacional de Desarrollo y la mayor de las Antillas defiende desde la Carta Magna el derecho humano a la alimentación.

De igual forma, la isla caribeña implementa un Plan nacional de Soberanía Alimentaria y Educación Nutricional y un grupo de medidas encaminadas a favorecer la producción de alimentos, la comercialización y el fortalecimiento de la empresa estatal socialista. (Texto y foto: PL)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *