logo

Por Dayessi García Sosa/Radio Cadena Agramonte.
Cuarenta y cinco años representan más de la mitad de la vida de Nieves López Ruiz, quien cuenta que la incertidumbre no la detuvo en aquellos primeros días cuando la decisión del pueblo diría la última palabra

"Aquello fue una jornada histórica, por primera vez se elegían los delegados; ninguno sabíamos qué era ser delegado del Poder Popular, pero recuerdo bien la alegría del pueblo al abrir las urnas y ver que había sido elegida”, evoca.

“Pienso que fue el deseo y la voluntad del pueblo y, lo más importante, es que después de tantos años he podido seguir representándolo.

“Los inicios fueron de mucha alegría, de compartir, de ver sus necesidades, de estar al frente de las actividades que se desarrollaban en la comunidad".

Y es que esta floridana está entre las fundadoras de los Órganos Locales del Poder Popular en Camagüey y son varias las vivencias que guarda con regocijo y mucho amor.

"Si hiciéramos la historia de cuántos recuerdos se pueden acumular en 45 años sería interminable: la constitución del Poder Popular en el año 1976, cuando se conformó el Comité Ejecutivo de la Asamblea Municipal donde tendríamos la responsabilidad de conducir los órganos del Gobierno es un hecho imborrable de la historia, y estar desde el comienzo es el mejor estímulo que moralmente un delegado puede tener".

Ante la pregunta de cómo puede desempeñarse como mujer de familia y delegada al mismo tiempo, no duda en responder:

"En mi familia todos me apoyan, incluso mis vecinos, amigos y compañeros y estoy segura de que sin el apoyo de ellos hubiera sido muy complejo sacar adelante todas las actividades", precisa la también maestra de profesión.

La mirada constante y el orgullo profundo de ser parte de la circunscripción 30 del Consejo Popular Las Parras, en el municipio de Florida, de ser la confianza de sus electores y la voz de su gente que la quiere, respeta y admira como la Nieves del pueblo, definen a esta mujer consagrada a su comunidad.

"El delegado es un verdadero delegado cuando representa a su pueblo, y uno se siente vivo porque donde quieras que pasas ellos dicen allá va mi delegada, necesito conversar con usted delegada, porque las personas te reconocen como su representante, como su ejemplo". (Foto: de la autora) (Infografía: AMPP Florida)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *