logo

Titulan con el nombre de la brigada Henry Reeve plaza en la ciudad de Crema, Italia


Crema, Italia, 30 oct.- La ciudad de Crema, en Italia vuelve a reconocer la solidaridad de la Brigada cubana Henry Reeve con sus habitantes. Esta mañana, la alcaldesa, Stefania Bonaldi, tituló la plaza antidistante del Hospital de Crema como plaza Brigada Médica Cubana  “Henry Reeve”.  En el acto estuvo presente del Embajador de Cuba en Italia, S. E. José Carlos Rodríguez Ruiz.

Stefania Bonaldi, alcaldesa de la ciudad de Crema dijo que este gesto es la representación visible de un anidamiento en el corazón de nuestra comunidad, algo que ya pasó hace varios meses y que en este momento formalizamos, declarándolo públicamente, haciéndolo testimonio, constituyéndolo patrimonio común.

Prosiguió su discurso afirmando que en los momentos duros que vivía la comunidad a causa de la covid-19 hecho que “paralizando las vidas de todos, poniendo en peligro la de muchos, llevándose varias existencias”, fue cuando llegaron los médicos cubanos de la brigada Henry Reeve, “erigiendo un muro contra lo que nos amenazaba, usando el concreto de la competencia, de la pasión, compasión y solidaridad”.

“Y recordando que la salvación nunca llega de hombres y mujeres solos al mando, sino de comunidades solidarias, con sentimientos de compasión y compartir”, dijo la alcaldesa.

Bonaldi dijo que con la plaza que hoy titulamos a la brigada Henry Reeve, añadimos un luminoso capítulo al libro cremasco de los recuerdos, pero “al mismo tiempo exaltamos el presente, porque seguimos aquí, juntos, recordando lo que hay que recordar, una lista larga de aprendizajes y de personas que forman parte del mismo contenedor, porque el dolor y las lecciones deben ir de la mano”.

“Por esta razón, a partir de hoy, esta plaza servirá para recordar. Cada uno de nosotros tendrá algo que mantener vivo, pero para todos habrá un recuerdo común, para agregar a los individuales, serán los rostros y devoción de nuestros amigos de una isla lejana, no tan lejana, pero, para hacernos extraños o de hacernos olvidar que todos somos invitados de la misma madre tierra”, concluyó. (ICAP)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *