logo

Por Alex López Almaguer/ Radio Cadena Agramonte

Una de las áreas del cuerpo de guardia del Hospital Amalia Simoni, inaugurada con motivo del Día de la Medicina Latinoamericana.A la vuelta de un año muchos son los aciertos y retos del sistema camagüeyano de salud. Las limitaciones de algunos recursos por la complicada situación económica internacional  no mellaron la voluntad de los profesionales y técnicos, empeñados en que este programa siga ofreciendo beneficios a la población.


La recuperación de las instalaciones severamente afectadas por los huracanes del pasado año, marcó el inicio de un colosal esfuerzo matizado por la apertura de nuevos servicios, la superación del personal y el apoyo de todos los trabajadores de ese sector.

La consolidación del programa de atención Materno Infantil, se evidencia al lograrse en la provincia  la tasa de mortalidad infantil 4,1  fallecidos por cada mil nacidos vivos. No obstante, los especialistas que tienen a su  cargo ese importante eslabón de la salud camagüeyana se proponen reforzar la atención  a las gestantes con padecimientos crónicos, a los recién nacidos con bajo peso, y la orientación a las familias para evitar el embarazo en las adolescentes.

El Servicio Integral de Rehabilitación y Fisioterapia, uno de los más solicitados por la población dentro del sistema de atención primaria de salud, se distinguió este calendario por el tratamiento de múltiples afecciones ortopédicas y enfermedades neurológicas.

La inserción a  tareas cotidianas de las personas con trastornos mentales, y el tratamiento de las patologías neurológicas, es el botón de muestra de lo realizado hasta hoy  a favor de quienes requieren de un seguimiento especializado.

El Servicio Integral de Rehabilitación y Fisioterapia, se distinguió este calendario por el tratamiento de múltiples afecciones ortopédicas y enfermedades neurológicas.A ello se suma la voluntad de acercar las especialidades médicas a la comunidad y ofrecer un servicio de excelencia, en la atención del parkinson, la esclerosis múltiple, las lesiones cerebrales y medulares, el retraso global del neurodesarrollo, y los accidentes cerebrovasculares.

El 2009 significó un paso de avance en el tratamiento de la insuficiencia renal crónica, con la puesta en funcionamiento de  nuevos servicios de hemodiálisis y un número mayor de transplantes de riñón.

De forma paulatina se incorporan consultas de cardiología, rayos X, rehabilitación, ultrasonido de diagnóstico, endoscopía y urgencias cardiovasculares, entre otras, para lo cual se pusieron en práctica cursos de capacitación.

También  se fortaleció el trabajo de áreas de terapia intensiva en los municipios, que por carecer de hospitales quirúrgicos no disponían de este recurso médico, mediante el cual se han salvado miles de camagüeyanos.

Por otra parte, en el 2009 los profesionales de la salud de la tierra de Ignacio Agramonte llevaron a diversas regiones de África, Asia y América Latina, el mensaje de aliento y esperanza y en diversas comunidades rurales de la región latinoamericana se sintió el apoyo camagüeyano a la educación sanitaria, como parte de los principios del ALBA suscritos entre Cuba y Venezuela.

Camagüey es la segunda provincia después de la Habana, con más alto índice de pacientes diabéticos, de ahí que la comunidad científica concentra sus esfuerzos en desarrollar otras variantes terapéuticas  como la inyección de células madres en las personas con afecciones vasculares y la aplicación del cicatrizante Hebertprot P.  La apertura de un centro de atención al paciente con diabetes, en el territorio mejoró ostensiblemente su infraestructura para prevenir y tratar la enfermedad que hoy a afecta en la provincia a cerca de 40 mil personas.

Sobresaliente en este período resulta además la dedicación del movimiento de innovadores y racionalizadores en el sector, hecho que posibilitó mantener en funcionamiento equipos empleados en el diagnóstico de las enfermedades.

El año que casi finaliza marcó la aplicación de los nuevos modelos de formación pedagógica y  mejores condiciones materiales y de vida en el Instituto Superior de Ciencias Médicas Carlos J Finlay de Camagüey, lo que permite elevar a planos superiores de calidad la formación de los nuevos técnicos y especialistas del sector.

Centro Provincial a Pacientes DiabéticosLos camagüeyanos enfrentan cohesionadamente la situación epidemiológica que vive el mundo y que al país no le es ajena con la influenza A H1N1, y en  el contexto provincial, se mantiene como prioridad la garantía de los recursos humanos y materiales puestos en función de la campaña que se libra en este territorio contra el mosquito Aedes aegypti.

Aparejado a ello, igualmente resalta la búsqueda de soluciones científicas a la referida situación epidemiológica por parte de los investigadores agramontinos, mediante los ensayos clínicos en las áreas de oncología y los servicios de microbiología y parasitología.

En este apretado recuento de la salud camagüeyana no puede dejarse de mencionar la implementación de nuevas técnicas y procederes quirúrgicos que permiten una mayor atención a personas afectadas por trastornos oftalmológicos, en el centro de esa especialidad subordinado al hospital Manuel Ascunce Doménech.

Para el 2010 se avizoran otros desafíos para la salud en Camagüey, sector que recibe fuertemente los golpes de la crisis económica mundial y el bloqueo imperialista a la Isla pero se crece con nuevos servicios y profesionales dispuestos a continuar con la obra de la Revolución en la provincia.



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *