logo

Si no se toman medidas para mitigar el cambio climático, casi la mitad de las playas de arena del mundo podrían desaparecer en 2100 a causa del calentamiento del planeta, según sentencia un nuevo estudio publicado en la revista científica Nature Climate Change. No obstante, si se actúa esta previsión se podría reducir en un 40 por ciento.

Un equipo dirigido por Michaleis Vosdoukas de la Universidad de Delf, de Holanda, analizó bases de datos e imágenes de satélite sobre los cambios en las líneas de costas entre 1984 y 2015 para extrapolar tendencias y predecir dinámicas futuras.

“Una proporción sustancial de la costa arenosa del mundo ya se está erosionando, una situación que podría verse exacerbada por el cambio climático”, apuntan los investigadores en el resumen del estudio.

“Aquí, mostramos que las tendencias ambientales en la dinámica de las costas, combinadas con la recesión costera impulsada por el aumento del nivel del mar, podrían provocar la extinción de casi la mitad de las playas de arena del mundo para fines de siglo”.

Vousdoukas ha dicho que la mitad de estas playas experimentarán una erosión de más de 100 metros. “Es probable que se pierdan”, según informa la agencia Associated Press.

Las playas de arena ocupan más de un tercio de la línea de costa mundial, tienen alto valor socioeconómico y proporcionan protección natural ante las tormentas marinas y los ciclones.

La investigación tiene en cuenta múltiples escenarios: uno que contempla un aumento de las temperaturas globales de 2.4 grados y otro que considera el doble de esa cantidad.

El histórico Acuerdo de París, firmado en 2015, no se ha tenido en cuenta en este estudio porque se considera que es poco probable de alcanzar. El pasado noviembre Donald Trump inició el trámite para sacar a Esatdos Unidos del acuerdo más importante del mundo sobre cambio climático.

El objetivo principal del Acuerdo de París es limitar el aumento de la temperatura del planeta a dos grados y si es posible a 1,5 respecto a los niveles preindustriales. Pero, ya vamos un poco tarde.

En España, el aumento medio de la temperatura es de1,7 grados, un calentamiento superior al de la media global, que está en torno a 1,1 grados. El calentamiento del planeta es una de las consecuencias, según la mayoría de los científicos, de las emisiones de CO2 derivadas de la actividad humana.

A pesar del terrible resultado del estudio, no está toda la esperanza perdida. Los autores consideran que incluso una reducción “moderada” en las emisiones de gases de efecto invernadero podría evitar el 40 por ciento de la posible retirada de la costa. (Con información de Cubadebate) (Foto: Archivo)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *