logo

Por Dania Díaz Socarrás/ Radio Cadena Agramonte
“Al combate corred bayameses que la patria os contempla orgullosa...”, esos versos acompañaron las primeras luchas por la independencia de Cuba y acompañan también ahora cada despertar de los médicos cubanos de la brigada Henry Reeve que se encuentran en Perú.

Así lo contó a Radio Cadena Agramonte, Raudel Vargas Olivera. Con más de 25 años de experiencia en la dirección de la Salud Pública y tras ocho años de desempeño como subdirector provincial en Camagüey, Raudel fue liberado al ser nombrado jefe de misión médica en Honduras y luego, a causa de la pandemia de la Covid-19, lo designan al frente de la brigada en Perú.

Raudel nos cuenta las diferencias de la atención en un sistema de salud como el nuestro, dónde es clave por ejemplo, el pesquisaje y el control de foco, imposible de realizar en otros sitios.

 Explica que el modo en que sacan fuerzas para enfrentar el miedo cada día, está en el cumplimiento del deber, la confianza de una familia que está bien cuidada en Cuba y el canto, cada mañana al comenzar la jornada, de las notas del Himno Nacional.

85 colaboradores integran la brigada médica cubana en Perú que atiende lo mismo en hospitales que en instalaciones de campaña a enfermos y sospechosos de haberse contagiados con el SARS-CoV-2, desplazados fundamentalmente en cuatro regiones: Arequipa, Moquegua, Ayacucho, y en Ancash.

En esta última, específicamente en la localidad de Huaraz labora Raudel, un sitio cuyos pobladores dicen tener sangre de Cuba y Fidel, por ser de aquí las primeras donaciones llegadas luego del terremoto que sufrieron en 1970, para salvar a los peruanos. (Fotos: Cortesía del entrevistado)



Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *