Naciones Unidas, aumento, dióxido de carbono, atmósfera, Organización Meteorológica Mundial

Concentraciones de dióxido de carbono en atmósfera sin tendencia reversible


Naciones Unidas, 16 nov.- El aumento indetenible este año de las concentraciones de dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera sin señales de una tendencia que revierta esa situación, fue señalado por la Organización Meteorológica Mundial (OMM) en un nuevo informe.

Dicha agencia de la ONU destacó que en el corriente las acumulaciones de esos gases siguieron creciendo, luego de que en 2022 el promedio mundial de CO2  superó en un 50 por ciento el nivel preindustrial por primera vez.

La OMM también alertó en su texto sobre más aumentos de temperatura por las altas concentraciones de los gases de efecto invernadero que atrapan calor en la atmósfera, no solo de CO2 sino también de metano, mientras los niveles de óxido nitroso marcaron el mayor aumento interanual registrado entre 2021 y 2022.

El secretario general de la OMM, Petteri Taalas lamentó que pese a décadas de estudios y advertencias de la comunidad científica, el mundo siga en la dirección equivocada, o sea en el camino de un aumento de las temperaturas muy por encima de los objetivos del Acuerdo de París para finales de este siglo.

También recordó que eso implicará condiciones climáticas más extremas, que incluirán lluvias diluviales, derretimiento del hielo, aumento del nivel del mar, calor intenso y acidificación de los océanos.

Además, los costos socioeconómicos y ambientales se dispararán, por lo que se debe reducir el consumo de combustibles fósiles con urgencia, afirmó.

El resumen de la OMM explica que dada la larga vida del CO2, el nivel de temperatura al que se llegue persistirá durante varias décadas incluso si las emisiones se reducen rápidamente a cero neto.

La última vez que hubo en la Tierra una concentración comparable de CO2 fue entre tres y cinco millones de años, cuando la temperatura era entre dos y tres grados más cálida y el nivel del mar entre 10 y 20 metros más alto que ahora.

Taalas precisó que la iniciativa Vigilancia Mundial de Gases de Efecto Invernadero provee las herramientas para entender mejor los factores que impulsan el cambio climático y permite fijar objetivos más ambiciosos para mitigarlo.

La OMM señaló que el Índice Anual de Gases de Efecto Invernadero de la Oficina Estadounidense de Administración Oceánica y Atmosférica muestra que de 1990 a 2022 el efecto de calentamiento en el clima, llamado forzamiento radiativo aumentó en un 49 por ciento, y que el CO2 representó alrededor del 78 por ciento de ese incremento. (Texto y foto: PL)


En esta categoría

Comentarios


Tu dirección de correo no será publicada *